jueves, 3 de enero de 2013

Sueños y realidades, realidad en un sueño



Siempre me ha preocupado llegar a ser ese tipo de persona que se monta una vida de fantasía y vive en ella. Ciega a la realidad. Habrá quien dirá que para que eso ocurra tiene que para llegar eso hay que tener una vida muy triste, vacía...

Sin embargo es tan fácil caer en los sueños, desde imaginar como es alguien a creer que esa persona es exactamente como la hemos forjado en nuestra imaginación. No es justo para esa persona ya que le obligamos a unas metas que el ni ha deseado, imaginado ni quiere. Pero es tan real para nosotros que pierde toda credibilidad ante nosotros.

¿Que es mas terrible, quien nos miente o mentirnos nosotros? Esto ultimo jamas lo reconoceremos puesto que nosotros nunca nos equivocamos, ya daremos las vueltas y volteretas para que el otro personaje sea el culpable de todo, el que miente y engaña.

Con los años me voy volviendo mas realista, aunque también he tenido y tengo mi porción de sueño. Porque si no lo tuviese que triste y poco creativa seria. Aunque ahora mis fantasías las dejo para mis creaciones y por su puesto para los juegos en la cama ...

8 comentarios:

  1. "La espectativa es la semilla de la decepcion"... un dicho propio pero que he mantenido desde ya hace muchos años. Pero es mas complicado cuando esas espectativas son hacia una persona... porque aveces sera error nuestro y otras veces sera culpa de la otra persona; en un sentido "purista" siempre es culpa nuestra, porque somos seres limitados y solo podemos ver en el mundo lo que ya existe en nosotros, en nuestras vidas. supongo que para una mente mas pragmatica como la mia, es natural cuestionarme a mi mismo para entender mejor la verdad por encima de mis propias espectativas... tal vez por eso me es mas llevadera la relacion D/s donde se nos permite descubrirnos a nosotros mismos con intensidad y pasion.

    ResponderEliminar
  2. Siempre, siempre, siempre, es necesario tener un sueño que nos proporcione una meta, que nos haga estar vivos.

    La virtud está en el medio, como siempre.

    Besos

    ResponderEliminar
  3. La realidad es tener la barriga llena,después ya empiezan los sueños. Tenemos tantos como pelos en la cabeza y es natural.
    Los tuve y los tengo.
    Cuando hablamos de dos hay un equilibrio,por tanto lo que vaya surgiendo será cosa de los dos,lo bueno y lo malo. Esa es la teoría,las matemáticas,pero somos humanos y pronto descubrimos que el tan clamado equilibrio es otro sueño más.
    Dónde está el equilibrio? ( me tengo que reir en este punto?)
    Es que yo... soy distinta (y una mierda!)
    Yo soy de las que creo que en una relación jamás hay equilibrio,jamás.
    También hay quien disimula muy bien incluso la decepción,depende mucho de las veces que has perdido y de cuánta mierda has tragado.
    Para mi, shu, nos mienten y nos mentimos.
    Besos.

    ResponderEliminar
  4. Para mí el problema está en idealizar a las personas, en crearnos un prototipo de actitudes o de relación, en creer que lo que nosotros esperamos es lo que la otra persona debe hacer. Como una meta personal me impongo el aceptar a la gente "tal y como es" es duro, no imaginas cuanto, porque implica renunciar a todos esas respuestas o actos que consideras adecuadas y que naturalmente esperas, renuncias a pedir, a criticar tal o cual actitud, pero también puedes tener la certeza de que esa persona se sentira en libertad de ser tal cual. De nuevo coincido con ohma en que nos mienten (por adecuarse a ese prototipo que creamos) y nos mentimos...
    Un beso

    ResponderEliminar
  5. Me recuerda al post que escribí hace un tiempo sobre la idealización propia o ajena... y mi pensamiento es el mismo, tanto el problema como la solución radican en nosotros mismos, de darse cuenta de que ese oasis era nuevamente otro desierto lleno de arena. No creo que sea imposible darse cuenta de ese auto-engaño, pero si que hace falta una gran dosis de análisis y dolor de por medio, no tener miedo a verse como uno es realmente. Y pienso que todos en algún momento de nuestra vida lo hemos hecho, puede que algunos llegando hasta la fase del reconocimiento, y otros no tanto por miedos, orgullo o ceguera directamente... pero poderse se puede, y con algo de suerte esos otros tienen todavía tiempo para hacerlo, solo les faltarán las ganas no? ;)

    Un beso realista :)

    ResponderEliminar
  6. Voy a romper estadísticas, yo me miento a mi misma, quizás por sentirme mejor, o para que todo sea mas suave. Nos mienten? no, no lo creo, porque al igual que yo me miento a mi misma, el otro interlocut@r al mentir también lo hace para si mism@.
    En fin es lo que pienso, aunque yo también sueño algunas veces.....

    ResponderEliminar
  7. En ocasiones la realidad supera a las expectativas. Un besazo guapa. Alf

    ResponderEliminar
  8. Que nos mentimos y nos mienten cae por su peso y mas teniendo en cuenta que se espera que empecemos a mentir sobre los tres años para un adecuado crecimiento y un sentido de la supervivencia. Según los psicólogos, psiquiatras y sociólogos quien no miente no es un ser equilibrado... cosas de la vida.

    Que todos tenemos sueños es el motor del día a día, la ilusión de que nos toque la lotería, ser padres, tirarte a la del 5º B, etc... Como bien dice descalza hay que encontrar lo mas difícil, "El Dorado"... el equilibrio

    Pero cuando obvias la realidad por vivir en tu cuento. Donde nadie es quien es, sino quien deseas que sea... ese es el peligro. Hay que ser muy valiente para independientemente de esa fantasía; saber aceptar el dolor y cambiarlo por la realidad ya que es mas fácil dejarse llevar mientras dure. Pero todo acaba y entonces la factura es muy elevada.

    Y si mi sátiro superamos con creces cualquier expectativa, sueño o fantasía...

    ResponderEliminar

Se bienvenido a este lugar, donde a veces mis pensamientos son mis mejores enemigos o mis peores amigos. No te prives de plasmar el tuyo también, es maravilloso el derecho a replica. Solo pido respeto ya que estas en mi casa. Un beso muy dulce

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...