lunes, 28 de marzo de 2011

A veces nos tendemos trampas



Cuando me veo metida en una situación que no me gusta por ser una bocazas me daría de .... hasta La Coruña pasando primero por tacita de plata...

En el fondo el ser humano es bueno, tan, tan, tan bueno que peca de gilipollas o ¿tal vez el miedo a decir NO es tan grande que esa palabra no consigue salir de nuestra boca cuando nos ponen en una situación comprometida?

Creo que es todo un poco pero sobre todo nuestro ego el culpable de estar prestando esos tacones que te costaron 800,00 euros y que la pava esta que no sabe llevar tacones te los va a destrozar.

Se que muchas veces resulto a la gente un tanto "intragable" pero al menos tengo el consuelo por así decirlo de que cada día me veo en menos situaciones no deseadas y el NO  sale con fluidez de mis labios.

Y ya no te cuento cuando es en las relaciones, imagino a ese Dominante que por bocas se encuentra cediendo a su sumisa, porque claro ha dado su palabra pero no le hace ni puta la gracia y se encuentra que esta llendo en contra de sus principios, pero ha dado su palabra.

Las promesas se cumplen, pero... me encantan todos los escapes legales que tenemos, solo se cumplen las promesas.

Es mas creo que deberíamos ser lo suficientemente "cínicos" para cuando nos exigen el cumplimiento de la "palabra dada" tener las narices de decir que NO y sobre todo recalcando el "chantaje emocional" al que se ha sido sometido para sacar la palabra.

Los que dan pena... esos son los peores porque son sibilinos hasta conseguir lo que desean  y como casi nadie soporta ver a otra persona lloriquear se salen con la suya tan alegremente, tal vez si mas de una vez se llevasen la respuesta de llora a gusto que fortalece los pulmones pero  a mí no me lías... ¿no?

Luego tenemos los que tienen una pataleta y montan una buena bronca, esto me recuerda aquel anuncio que el niño amenaza a la madre con una pataleta en el supermercado y es ella la que la tiene. Si no fuésemos tan cobardes y enfrentásemos una buena bronca montándole mas ruido del que hace no lo haría ( a mí, mi marido ya no me monta ni medio pollo en público).

La ley del silencio, esa es la mas dura, si no haces lo que te piden te retiran la palabra solo les falta decir que van a dejar de respirar hasta ponerse morados, normalmente cuando mi marido tiene uno de esos días ¡con la iglesia ha topado!, le cuento el quijote, alguna telenovela de 600 episodios o simplemente me dedico a tocarle las narices no callando hasta que suplica. Leyes del silencio a mí...

Y por ultimo el arma secreta de toda madre.... CULPABILIDAD.... Estas personas montan la película que resulta que te sientes culpable hasta de que tenga caries, son unos maravillosos psicólogos que saben tomar el remordimiento ajeno a su antojo. Con estos solo se me ocurre un.... corre!!!!

Es normal que nos tendamos trampas a nosotros mismos estamos rodeados de iluminados que saben como hacer que digamos lo que no queremos decir así que no nos queda otra, delante del espejo a ver que caras ponemos diciendo NO.

Un beso muy dulce

3 comentarios:

  1. Que razón tienes!! A mí me gustaba el anuncio de la pataleta del niño y la madre... no a ese nivel, pero si en alguna situación lo he utilizado... y los chantajes emocionales a mi, como que no... a excepción de los maternos, que de esos no nos libra nadie!!
    Cómo me he reído!!
    Un besito!!

    ResponderEliminar
  2. Conmigo tienen el efecto totalmente contrario (se entiende que menos mi madre)aunque tengo que reconocer que soy un tanto cinica y no suelo creerme mucho las lamentaciones tal vez por lo que lo ha explotado mi madre.

    Me alegro que te haya sacado una sonrisa al fin y al cabo mejor ver el lado malo de las personas desde la distancia y sonriendo.

    Un beso muy dulce cielo

    ResponderEliminar
  3. Como llevo un rato poniendome al día de tu blog, pues me quedo con el principio...es que se me cierran los ojos, pues eso, que me quedo con el NO... de jovencita todo era si... pero ahora lo tengo tan arraigado que hasta intento hacerme terapias para quitarmelo un poquito...jejeje.
    No te puedes imaginar todo lo que te quitas de encima, lo que pasa es que llega un momento que dices bueno algo si, jejeje...
    Besitossss preciosa.

    ResponderEliminar

Se bienvenido a este lugar, donde a veces mis pensamientos son mis mejores enemigos o mis peores amigos. No te prives de plasmar el tuyo también, es maravilloso el derecho a replica. Solo pido respeto ya que estas en mi casa. Un beso muy dulce

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...